Fabián Tablado entre el perdón y el  repudio de la sociedad

En mayo de 1996, Tablado asesinó de 113 puñaladas a Carolina Aló

Los ataques fueron aplicados con cuatro armas blancas diferentes Un cuchillo de cocina, dos de mesa Tramontina y un formón  de carpintería.

El tribunal de alzada (la Sala III de la Cámara Penal de San Isidro) terminó condenando al asesino por homicidio simple. (la figura del femicidio se incorporó al Código Penal Argentino en el año 2012)

En el año 2013, Tablado sumó una segunda condena, en este caso, por amenazar a su ex mujer, con quien se casó en la cárcel, y a su ex suegra.

A raíz de la Ley del 2x1 (derogada) y varios cursos que realizó Tablado en prisión, el cómputo de la pena se redujo y se dio por concluída el 28 de febrero de 2020.

Tras salir de prisión, se dictó una tercera condena por el incumplimiento de dos medidas perimetrales: una, respecto a sus dos hijas, otra, a favor del mismísimo Edgardo Aló.

En 2021 la Justicia de Córdoba le ordenó la expulsión del hogar que convivía con una nueva pareja. Desde entonces recorrió varios puntos del país, dónde se replicó el repudio y los escraches.

Su última localidad fue Posadas, a la que llegó el 7 de septiembre, pero la terminó abandonando ocho días después.